4 razones por las que NUNCA DEBE usar un generador de ozono para limpiar el aire en interiores

Existe gran cantidad de información sobre el uso de generadores de ozono para mejorar la calidad del aire en interiores. Desafortunadamente, gran parte del material hace afirmaciones y saca conclusiones sin fundamento o ciencia cierta. Incluso hay algunos proveedores que sugieren que sus dispositivos han sido aprobados por el gobierno federal, a pesar del hecho de que no existe una agencia dentro del gobierno federal que haya aprobado generadores de ozono para el uso en espacios habitados. La EPA publicó varios documentos que destacan los riesgos y peligros del ozono y por qué deberían evitarse los generadores de ozono. Echemos un vistazo de por qué nunca debe usar un generador de ozono para ayudar a mejorar la calidad del aire interior.

El ozono es una molécula diminuta que se compone de tres átomos de oxígeno. Es altamente reactivo lo que lo convierte en un gas inestable y potencialmente tóxico. El ozono a nivel del suelo se considera un componente principal del smog que afecta a las ciudades más grandes durante el verano y se ha relacionado con una variedad de riesgos potenciales para la salud.

Efectos de la salud del ozono

La EPA (Environmental Protection Agency del gobierno de Estados Unidos) ha informado que existen varios efectos nocivos para la salud, en ambientes asociados con altos niveles de ozono. Esto puede incluir disminución de la función pulmonar, irritación de la garganta, síntomas graves de asma, tos, dolor en el pecho, dificultad para respirar, irritación del tejido pulmonar y una mayor sensibilidad a las infecciones respiratorias. Adicional hay factores de riesgo que pueden perpetuar los efectos secundarios del ozono, como llevar a cabo actividades que aumentan las tasas de respiración (como el ejercicio en el interior), ciertas enfermedades pulmonares preexistentes y una mayor duración de la exposición.Echemos un vistazo de por qué nunca debe usar un generador de ozono para ayudar a mejorar la calidad del aire interior.

1. Los generadores de ozono pueden no funcionar en absoluto
Algunos fabricantes sugieren que el ozono hará que casi todos los contaminantes químicos en el hogar sean inofensivos al producir una reacción química. Esto es increíblemente engañoso porque una revisión exhaustiva de la investigación científica ha demostrado que para eliminar muchos de los productos químicos peligrosos que se encuentran en el interior, el proceso de reacción química puede llevar meses o incluso años. Otros estudios también señalaron que el ozono no puede eliminar eficazmente el monóxido de carbono que ingresa del exterior. Si se usa en concentraciones que no exceden los estándares de salud pública, el ozono aplicado a la contaminación del aire interior no elimina eficazmente los virus,  el moho, las bacterias u otros contaminantes biológicos.

2. La reacción química puede ser peligrosa
Incluso, cuando se ha demostrado que los generadores de ozono son efectivos para eliminar estos productos químicos, existen ciertos efectos secundarios que todos deben tener en cuenta. Muchos de los productos químicos que reaccionan al ozono dan como resultado una variedad de subproductos nocivos. Por ejemplo, cuando el ozono se mezcla con químicos de una alfombra nueva en un entorno de laboratorio, el ozono redujo muchos de los químicos pero creó una variedad de químicos orgánicos peligrosos en el aire. Si bien los productos químicos se redujeron, los subproductos peligrosos hicieron que el proceso mutará.

3. Los generadores de ozono no eliminan partículas
Un tercer factor a considerar es que los generadores de ozono no eliminan partículas como el polvo o el polen del aire. Esto incluye las partículas que son principalmente responsables de las reacciones alérgicas. Para combatir esto, algunos generadores de ozono incluyen un ionizador que dispersa iones con carga negativa en el aire. En análisis recientes, se encontró que este proceso era menos competente en la eliminación de moléculas de polvo, humo, polen y esporas de moho transportadas por el aire que los filtros HEPA (High Efficiency Particulate Air​ por sus siglas en inglés) y los precipitadores electrostáticos.

4. Es imposible predecir los niveles de exposición
La EPA señala que cada vez es más difícil determinar la concentración real de ozono producida por un generador de ozono porque entran en juego diversos factores. Las concentraciones serán más altas si se usan dispositivos más potentes en espacios más pequeños. Ya sea que las puertas interiores estén cerradas, también afectará las concentraciones. Los factores adicionales que afectan los niveles de concentración incluyen cuántos materiales y muebles hay en la sala para reaccionar con el ozono, el nivel de ventilación del aire exterior y la proximidad de una persona al dispositivo generador de ozono.

Abrir chat